Entradas

La presión social en el Deporte Base ¿cómo trabajar con ella?

A menudo escuchamos a padres y madres hablar sobre lo importante que es para sus hijos pasárselo bien haciendo deporte. Cuando profundizamos un poco más y les hacemos la pregunta a sus hijos/as, muchas veces lo que relatan es que es raro encontrar al que la presión del entorno no le impida disfrutar de él al máximo. Así que está claro que la presión social en el Deporte Base influye más de lo que muchas veces nos imaginamos.

A veces se nos olvida que sólo son niños/as. Nos ocurre en muchos momentos y situaciones diferentes. Perdemos el foco y no somos conscientes de que el principal objetivo debería ser pasárselo bien. En ocasiones se nos olvida que tienen que equivocarse y que nosotros/as, como parte vital de su entorno, también podemos (¡y debemos!) hacerlo. Quizás no somos conscientes de que los errores que cometen se repiten una y mil veces y que nuestro grado de implicación tiene que ser el justo y adecuado para que él o ella pueda progresar. A veces no lo desconocemos: se nos olvida.

A veces se nos olvida que sólo son niños/as

Posiblemente el factor externo nunca desaparecerá. Siempre encontraremos a alguien que no esté lo suficientemente concienciado y considere oportunas otro tipo de conductas. Por lo tanto, nuestra principal labor al respecto como padre/madre, educador/a o entrenador/a debe consistir en intentar anular las consecuencias de los factores que escapan a nuestro control o, al menos, limitarlas. A pesar de que a veces no sea fácil identificar qué es lo que necesita el peque.

Como en todo, los extremos no son buenos, tanto para madres y padres como para entrenadores/as. En este sentido, no dejes de echar un ojo a un anterior artículo hablábamos sobre la importancia del entrenador y el tándem que debe formar junto al árbitro.

La importancia que adquiera el deporte en la vida del deportista tiene que definirla él o ella misma. No podemos añadirle influencia ni restársela. A menudo se habla sobre el error que cometemos cuando nos involucramos excesivamente en el deporte de los críos, pero nos olvidamos de que, en otros casos, ese involucramiento es inexistente. Y las consecuentes diferencias  entre una y otra cosa no terminan siendo muy diferentes. Es por ello, precisamente, que la presión social en el Deporte Base se ha convertido en un factor con una importante influencia en el propio deportista en edades tempranas.

Equipo WATS Team - niños jugando a tenis - deporte escolar base

Una pista: relativizar la presión del entorno llega, como otras muchas cosas, gracias al trabajo. Los resultados no aparecen de la noche a la mañana. La mayor parte de ese trabajo le corresponde al deportista pero somos nosotros los que tenemos que proporcionarle las herramientas. ¿Cuáles son? ¿Cómo podemos facilitárselas?

«Los niños y niñas son un reflejo de lo que sus padres y madres hacen y piensan»

Irati Garzón, psicóloga deportiva que actualmente colabora con el Danok Bat Club de Bilbao, subraya la importancia que tienen los padres y madres en cómo entienden los niños su realidad, en este caso, deportiva. Es decir, la manera en la que las familias interpretan, por ejemplo, el papel de su hija en el equipo va a condicionar cómo se sienta la pequeña en el mismo: «Los niños son un reflejo de lo que sus padres y madres hacen y piensan». Tenemos que tener cuidado con esto. Nuestras sensaciones e intervenciones, por pequeñas que sean, tienen grandes consecuencias.

Si queremos que los niños y niñas disfruten es imprescindible que jueguen. Jugando nos olvidamos de todos nuestros problemas, y la labor del entrenador en este aspecto es fundamental. Todos los niños tienen que jugar. Todos sin excepción. Si no lo hacen, es porque el entrenador ha perdido de vista nuestro objetivo principal. Jugar equivale a pasárselo bien y a olvidarnos de nuestros problemas, aunque sea momentáneamente.

Para Irati Garzón la figura del delegado es un factor determinante para aportar a las madres “un punto de vista externo y neutro» sobre la situación de su hijo. El trabajo de un delegado, sobre todo para casos en los que los padres están descontentos, puede completar la percepción sobre la situación de la hija y así despejar el camino hacia el objetivo.

Equipo WATS Team - niños jugando a fútbol - deporte escolar base

Competición: el momento de la presión social en el Deporte Base

La competición es parte de esa presión social en el Deporte Base y, por tanto, otro de los factores que impide a algunos niños salir a disfrutar. Partimos de la base de que cada niño/a es un mundo y es posible que para otro cualquiera este factor, a priori adverso, suponga un incentivo. ¿De qué manera se puede solucionar este problema? Meditando la elección del equipo o club en lo que va jugar. La exigencia del club depende de los objetivos que se haya marcado. Los padres y madres tienen la posibilidad de apuntar a sus hijos en uno u otro equipo, teniendo en cuenta la predisposición de los mismos, cuya elección debería realizarse considerando también las características del chaval. Lo que nos lleva al siguiente punto: el compromiso.

Facilitamos mucho la consecución de nuestro objetivo si los niños se sienten involucrados en el deporte, y el deporte no se entiende sin compromiso. Tenemos que ser conscientes del grado de obligación que se nos exige, pero también del que podemos dar. El deporte es algo que los niños tienen que hacer porque les gusta. ¿Queremos lanzar el mensaje de que el compromiso no es importante? Recapacitemos. Si el compromiso no es importante a la hora de hacer algo que me motiva, ¿por qué iba a serlo para hacer otras cosas a las que me obligan?

Padres, madres, educadores/as, entrenadores/as, delegados/as… Todos formamos parte del entorno de los pequeños y todas nuestras acciones tienen consecuencias en ellos. Si queremos que los y las deportistas disfruten tenemos aceptar que nos equivocamos y trabajar en esos errores. Desde WATS Team consideramos que la educación de todos los agentes ayuda a la identificación y limitación de los mismos. No perdamos nuestro objetivo de vista y centrémonos en lo importante: que los y las más peques disfruten y aprendan.

Este artículo forma parte de nuestra colaboración con el periódico Cantera Deportiva y se hubiese publicado en condiciones normales en este medio que ha detenido su distribución debido a la crisis del COVID-19. Por ello enviamos un abrazo muy fuerte a todo el equipo que hace posible Cantera Deportiva con los deseos de volver a ver nuestros artículos impresos en su edición en papel muy pronto. ¡Mucho ánimo, compañeros/as!