Entradas

Los éxitos de la igualdad en el deporte. ¿Estamos en el buen camino?

Se acerca el 25 de noviembre, Día Internacional para la eliminación de la Violencia de contra las Mujeres, y queremos reflexionar sobre la desigualdad en el deporte. La discriminación de las mujeres en la práctica deportiva es una forma de violencia en sí misma, que se suma a otras que ocurren en el deporte. Precisamente este es uno de los últimos sectores de la sociedad donde aún hoy pervive cierto machismo en todas sus formas encubiertas de violencia, siendo la más evidente la falta de igualdad en el deporte.

Hace un año, por estas mismas fechas, escribimos un artículo enfocado en la mujer deportista, donde comentábamos el objetivo fijado por la ONU: llegar en 2030 a alcanzar la igualdad de género en el deporte. Si en su momento no lo leíste, puedes echarle un ojo aquí: «Ni hombre ni mujer, ¡Deportista!».

¿Estamos en el buen camino hacia la igualdad en el deporte?

Así que ante un objetivo tan ambicioso como deseable nos surge la pregunta. ¿Realmente estamos en el buen camino?

Según el Consejo Superior de Deportes (CSD) el estado español se sitúa entre los tres países más avanzados en el respeto por la igualdad de género en el deporte. Estos datos se recogen en estudio sobre esta materia elaborado dentro del proyecto europeo “ALL IN – Towards gender balance in sport” promovido por el Consejo de Europa y la Comisión Europea.

No obstante, buceando un poco en este estudio, descubrimos que tiene cierto “truco”. No han participado en éste todos los países del mundo, sino sólo una muestra de 18 países compuesta por Albania, Austria, Azerbaiyán, Bélgica, Bulgaria, Croacia, República Checa, Dinamarca, España, Finlandia, Francia, Georgia, Israel, Lituania, Países Bajos, Montenegro, Portugal y Serbia. Es decir, no es oro todo lo que reluce ya que la muestra es muy reducida y contiene algunos de los países más desarrollados del mundo.

All-In Towards gender equality balance in sport
All-In Towards gender equality balance in sport.
Consejo Europeo – Unión Europea.

El proyecto “ALL IN – Towards gender balance in sport” (Todos/as dentro – hacia la igualdad de género en el deporte) tiene como objetivo la promoción de la igualdad entre mujeres y hombres en el ámbito del deporte. Este avance implica también la lucha contra la violencia y la discriminación por razones de género, que se ubican dentro de los 6 tipos de violencia a erradicar del deporte que trabajamos en el Equipo WATS.

«ALL IN – Towards gender balance in sport»

Conforme se avanza en el desglose de datos, los resultados del estudio no son tan bonitos. Además, algunos se entienden mejor si los comparamos con noticias recientes como por ejemplo la reciente convocatoria de huelga realizada por las jugadoras profesionales de fútbol en España por falta de un convenio colectivo que proteja sus derechos a nivel laboral. Según este estudio solamente el 59% de las federaciones deportivas españolas cuentan con un plan para prevenir y combatir la desigualdad de género. De las que lo tienen, sólo el 41% de ellas han desarrollado actuaciones concretas en este área.

En el lado positivo de los datos, el 74% de las federaciones confiesa haber tomado medidas para reducir la distancia entre el número de entrenadores masculinos y femeninos en sus selecciones. Además, el 82 % ha implementado medidas para aumentar el porcentaje de mujeres que practican deporte de forma habitual. En el lado negativo de la balanza, apenas existe un 25% de mujeres que ocupan puestos en los órganos de dirección del conjunto de las federaciones.

Estudio Women and Sport de Repucom
Principales datos del estudio «Women and Sport» de Repucom.
Nielsen, 2016.

En definitiva, estamos en el buen camino pero nos queda muchísimo trabajo por hacer en el terreno de la igualdad en el deporte. El 19 de abril de 1967, Katherine Switzer cambió la historia al burlar la prohibición que impedía a las mujeres competir en un Maratón. Cuando fue descubierta algunos hombres intentaron expulsarla de la carrera a empujones, pero ella perseveró y logró terminarla, convirtiéndose en todo un ejemplo para millones de mujeres y niñas. Desde entonces el interés y la participación femenina en el deporte no han parado de aumentar y según el informe “Women and Sport” de Repucom (Nielsen, 2016), actualmente casi el 50% de la población femenina se encuentra interesada en el deporte.

Rompiendo el mito: a las mujeres sí les interesa el deporte ¡y mucho!

Sin duda, el dato más interesante que nos ofrece este estudio es el hecho de que cada vez hay más niñas practicando deporte. Este dato es muy positivo ya que implica que haya posteriormente más mujeres adultas que mantengan este estilo de vida saludable y lo puedan transmitir a las generaciones futuras. Según recoge este informe “aquellas mujeres que participan en actividades deportivas en el colegio tienen un 76% de probabilidades de seguir interesadas en el deporte el resto de su vida”. Es decir, aquellas niñas que practican deporte en el colegio tendrán 3 veces más de probabilidades de continuar interesadas por el deporte a lo largo de su vida.

Recapitulemos. Tenemos buenos datos a nivel del estado, aunque si entramos a fondo en ellos aún hay muy pocas mujeres en puestos directivos en el deporte y casi el 40% de las federaciones no tiene planes de igualdad. A nivel de interés en el deporte, la mitad de la población femenina está muy interesada en el mismo. Es decir, los mimbres son muy buenos para tejer una verdadera igualdad en el deporte.

Equipo WATS Team - estrellas del deporte femenino - leonas rugby
«Leonas» de la Selección Española de Rugby.

¿A cuántas mujeres deportistas de élite conoces?

Ahora vamos con un ejercicio práctico. ¿A cuántas de estas mujeres deportistas de primerísimo nivel conoces? ¿A cuántas has visto competir?

  • Carolina Marín (Badminton)
  • Lydia Valentín (Halterofilia)
  • Joana Pastrana (Boxeo)
  • Sandra Sánchez (Kárate)
  • Ana Carrasco (Motociclismo)
  • Sara Hurtado (Patinaje)
  • Teresa Portela (Piragüismo)

Los récords de asistencia a partidos de fútbol y baloncesto femenino que se han dado durante este pasado año son una buena señal en el camino de la igualdad, pero queda mucho por hacer. Cuando estemos dispuestos/as a consumir como espectadores/as deporte femenino igual que hacemos con el masculino, cuando los medios presten la atención debida a todas estas campeonas, cuando tengamos referentes claros del deporte femenino para nuestras niñas, entonces será cuando estemos llegando a objetivos importantes.

Nuestra responsabilidad como personas adultas para fomentar la igualdad en el deporte

Para concluir, queremos darte cuatro claves relacionadas con nuestra responsabilidad como personas adultas para fomentar el deporte femenino y contribuir a impulsar la igualdad en el deporte:

  1. Anima a tus hijas/sobrinas/alumnas a practicar cualquier deporte. No diferencias entre “deportes de chicos y deportes de chicas”. Aunque sea la única niña en su deporte o en su equipo, ¡es una valiente, una pionera!
  2. Consume deporte femenino: ve a ver al equipo de futbol o baloncesto de tu localidad, a la competición de atletismo o de tenis. Si tienes niños/as en casa llévales a ver algún partido de deporte base. Es muy positivo para que vean grupos de iguales que practican deporte.
  3. No insultes o ridiculices aludiendo al género. “Pegas al balón como una niña”, “corres como una niña”, “tienes menos fuerza que las niñas”. Erradicar los falsos estereotipos es trabajo de todos y todas. Y créenos, a muchísimos hombres deportistas ya les gustaría pegar al balón como Vero Boquete, correr como Marta Domínguez o tener la fuerza de Lydia Valentín.
  4. Si eres madre, entrenadora, profesora o hermana mayor: practica algún deporte y háblales de ello. Contar con un ejemplo cercano y al que aprecian practicando deporte es el mejor empuje para que las más pequeñas lo practiquen también

Recordemos que para construir este camino de igualdad en el deporte necesitamos colaborar entre todas y todos. Más que nunca es importante trabajar en equipo para que objetivos como este se puedan lograr. ¿Te sumas?