Entradas

“Al Boxeo no se juega” – Jero García analiza qué ocurre cuando prima el interés económico sobre el deportivo

“Primero transformé la chispa en una llama. Esta se tornó en fuego, y el fuego en un incendio incontrolable”. Esas palabras casi proféticas hablando sobre Mike Tyson que nos regaló Cus D’Amato, manager, entrenador y padre adoptivo de Tyson, se han hecho realidad en el mundo actual de las dieciséis cuerdas. Pero no de una manera positiva creando a uno de los mejores boxeadores de todos los tiempos, todo lo contrario, ese incendio incontrolable trasciende al mundo de la salud. Dos muertos en una semana en un ring hacen saltar las alarmas de cualquier deporte y más en el nuestro, el boxeo.

Muchos me preguntan y se cuestionan, ¿Jero, qué está ocurriendo? Algo pasa, no nos engañemos. Yo soy de los que no me callo. Los que me conocen lo saben y no se sorprenden, yo no soy de la estirpe de esos bocazas de hablar por hablar, pero si me preguntas te contesto. Suelo dar mi opinión real, no partidista, como es común en el mundo del Noble Arte patrio.

Equipo WATS Team - Jero Garcia - Al boxeo no se juega - Mike Tyson y Cus D'Amato
Mike Tyson se prepara con Cus D’Amato para su primer combate profesional.
Ken Regan/Camera 5/Courtesy of Blue Rider Press & Plume

¿Que está pasando? Fácil, los intereses económicos muchas veces priman sobre los deportivos. Un manager en estos mundos cuando están en juego doce monedas no va a perderlas por que se le caiga una pelea, ¡por Dios! Que el chico se meta en la sauna y a jugar. El entrenador lo asume porque al final es un pobre asalariado del promotor o manager del boxeador. Baja la cabeza y le ayuda a ponerse los plásticos de sudoración.

Ahí es donde está la clave, la deshidratación. No la deshidratación muscular pero sí la cerebral. El músculo puede quedarse sin agua y en menos de 24 horas volver a su ser. Ocurre en todos los deportes y es algo común en el ámbito de la actividad física. Lo que no es tan normal es que se estrujen como una esponja. Cuando el cuerpo carece de agua primero la coge de los músculos, luego de donde pilla: vísceras, órganos y, por último, el cerebro. Como hemos dicho anteriormente a nivel muscular la hidratación se recupera pronto pero a nivel visceral y cerebral tarda incluso más de 48 horas. Si hacemos algunos cálculos, a la hora del combate de boxeo a nivel neuronal el agua brillará por su ausencia y por supuesto estás en riesgo.

¿Qué riesgo? Imagínate un huevo en un vaso de agua. Lo mueves y no se rompe. Lo mueves más y sigue sin romperse. Ahora sacas el agua y lo mueves con la misma intensidad que antes. ¿Qué ocurre? El huevo se rompe. Más o menos esto es lo que ocurre en nuestro cerebro cuando no está correctamente hidratado. Se vuelve mucho más propenso a roturas de venas y arterias cerebrales al haber perdido esa especie de colchón. Sin un nivel correcto de hidratación, un boxeador tiene muchas papeletas de que ocurra un accidente fatal.

Equipo WATS Team - Jero Garcia - Al boxeo no se juega - Mike Tyson y Cus D'Amato 2
Mike Tyson y Cus D’Amato en un entrenamiento.
Ken Regan/Camera 5 /Courtesy of Blue Rider Press & Plume

Tenemos que preocuparnos concienzudamente de la salud de los deportistas y no tanto en lo que nos puedan rentabilizar. El boxeo es un deporte duro, que no regala nada, en el que te juegas la vida cada vez que te elevas a la tarima brava. Como manager, como entrenador o como cualquier persona que interviene en este deporte debemos de procurar que el boxeador esté rodeado de los mejores profesionales: un buen nutricionista, un buen preparador físico, un buen médico…

Una de las cosas que menos me gusta de este deporte es que muchas veces uno tiene que hacer de todo: entrenar a los chicos, buscarles las peleas, prepararles la tabla de las pesas, preparar las dietas… ¡y si te descuidas acostarles por las noches! Esto no tendría que ser así, debemos dejar los cometidos a quien corresponde porque el que mucho abarca poco aprieta, pero aquí el poco apretar puede llevar un problema irreversible.

Porque en todos los deportes se puede jugar menos en uno: el boxeo.

Equipo WATS Team Jero Garcia

Jero García

Exboxeador, entrenador nacional de Boxeo, conferenciante y comunicador. Miembro del Equipo WATS.